OPINION: Comentario a Tiempo | Por mis Plumas | En las nubes | Señales Financieras | Inmarcesible | Misión y Visión  

 





 



 







 

 












 
"Pute Pride" en París

ANGOLA, CUNA
DE LA CAPOERIA


 
 

 

MUERE EL PRINCIPE FELIPE. SU FUNERAL SERA EL 17 DE ABRIL


WINDSOR, Reino Unido, 11 de abril de 2021.- El viernes pasado murió el príncipe Felipe, esposo de la reina Isabel II de Inglaterra, a los 99 años, quien según el diario The Guardian, quien pidió que en la ceremonia de su funeral se aseguren de que su ataúd fuera trasladado en un Land Rover. A lo largo de toda su vida, Felipe fue un adorador de los autos. De hecho este vehículo es uno particular que el propio monarca ayudó a diseñar, un Defender 130 Gun Bus que se puso en servicio en 2005.

Según las versiones, este auto se fabricó en el tradicional color verde bronce oscuro y se construyó sobre un chasis galvanizado y una carrocería trasera construida a mano.

Además de fanatismo, la historia entre Felipe y los Land Rover también tiene un capitulo trágico, dado que en enero de 2019 el marido de la reina sufrió un accidente de coche cuando en un Land Rover se estrelló contra otro vehículo en las cercanías de la finca de Sandringham y volcó. En ese momento renunció a su permiso de conducir.

La muerte del príncipe Felipe de Edimburgo activó un protocolo bien preparado, llamado “Forth Bridge” -por un puente situado cerca de la capital escocesa-, pero que se vio alterado por la pandemia de coronavirus.

Su funeral tendrá lugar el sábado 17 de abril a las 15 en la capilla de San Jorge del castillo de Windsor, al oeste de Londres, donde falleció. Si bien la ceremonia debería haber acogido a 800 invitados, el numero será mucho menor por el Covid-19.

El féretro del príncipe Felipe, excomandante de la Marina, estará cubierto por su gorro y su espada. El príncipe de Gales, heredero al trono, y la familia real le seguirán a pie, declaró un responsable del palacio.

La ceremonia, en presencia del arzobispo de Canterbury, primado de la Iglesia de Inglaterra, será retransmitida por televisión. Se pidió a la población que guarde un minuto de silencio a las 14H.

Por su parte al entierro podrán asistir, como máximo, treinta personas. Los cuatro hijos del príncipe (Carlos, Ana, Andrés y Eduardo) y sus parejas estarán presentes, así como sus nietos y otros allegados.

Esperan a Harry
El príncipe Harry, que reside en California tras haber dejado la monarquía, también asistirá. En cambio, su esposa, Meghan, que está embarazada, no lo hará, siguiendo los consejos de su médico.

La muerte de Felipe se da también en momentos en que la casa real vive una tensión interna luego de la renuncia de Harry a sus obligaciones y de la entrevista que dio junto a su pareja a la estadounidense Oprah Winfrey, en la que ambos afirmaron haber sido víctimas de episodios de racismo y en la que también admitieron haberse sentido desprotegidos como miembros de la realeza.